Un bufete de abogados de Zamora sería el primer lugar al que se acudiría en caso de que un matrimonio quisiera realizar un divorcio. Sin embargo, esta misma debe ser la solución en el caso de que un pareja de hecho vaya a separarse. De forma común se piensa que la ruptura de esta unión no conlleva realizar ningún tipo de papeleo, sin embargo la vida en pareja supone el haber adquirido ciertos deberes y derechos con respecto a la otra persona. Por ello hoy vamos a hablar de lo que puede implicar la separación en una pareja de hecho.


Una pareja de hecho es la unión entre dos personas de manera estable, con el requisito de tener que demostrar el que hayan vivido juntos de forma continua durante un periodo que varía según la comunidad autónoma. Para demostrar que a dos personas les une este vínculo lo más común es firmar un contrato, pero también se puede probar cuando hay testigos que lo confirman o hijos de ambos.


Cuando este tipo de unión llega a su fin un bufete de abogados de Zamora siempre recomienda que se tengan en cuenta algunos temas importantes. Lo más problemático suele ser si se tienen hijos. En este caso si no hay un acuerdo verbal, habrá que acudir a un juez para que este decida a quién corresponde la custodia, cómo serán las visitas del otro progenitor y la pensión alimentaria.


Este es uno de los problemas que se puede encontrar en un ruptura de una pareja de hecho, pero hay muchos más. Para asesorarte en este tema o en cualquier otro de derecho civil no dudes en contactar con Esther Barreiros González.